Día 4: Hoy es día de fiesta, celebramos el final del Ramadán

Las gallinas cacarean con fuerza. El sol luce brillante. Los niños corretean desde bien temprano. Es día de fiesta en el poblado de Kédougou en donde vivimos estos días. Tenemos la enorme suerte de ser uno más, vamos a celebrar la festividad del fin del Ramadán como ellos.

Ramadán

Ramadán

La zona aledaña al pozo tiene over booking. Hay cola para sacar la tan preciada agua para acicalarse para la celebración del fin de Ramadán. La ablución, una purificación mediante el líquido elemento, es fundamental para todos los que vamos a visitar más tarde la mezquita. Las expedicionarias, con la ayuda de las mujeres de la aldea, van colocándose los ropajes y turbantes de mil colores. Los hombres, por su parte, se visten con ropas que, tradicionalmente, deben ser blancas como símbolo de pureza.



Ramadán
Ramadán

ramadan

En grupo, junto a las personas locales, caminamos hasta el culto más cercano. Llegamos con tiempo, debemos aprender todos los pasos que hay que seguir. Como marca la tradición, los hombres a un lado, las mujeres a otro. Los vecinos van llegando. Lo nervios por no hacer nada mal nos embarga. El imán entra. Tememos que nos invite a marcharnos. Nada que ver. Nos acoge en su templo y nos saluda de forma efusiva al finalizar el mismo. Como hermanos, dice, sois bienvenidos. Hemos conseguido algo muy difícil de que ocurra en el mundo islámico, que una persona no musulmana participe de sus ritos.

Ramadán

La celebración no ha hecho más que arrancar. Como marca la tradición después de la liturgia toca visitar los hogares de familiares, amigos y vecinos para desearle una buena fiesta. Sin pausa pero sin prisa saludamos a decenas de personas de cabañas vecinas. Desde bien temprano los cogemos preparando los platos a fuego de ascuas con los que hoy festejarán su día grande. Es hora de que nosotros también nos pongamos a ello.

Ramadán

Ramadán

Ramandán

Las mujeres, como marcan las reglas culturales senegalesas, se ponen a preparar la comida. A la antigua usanza, al aire libre sobre las brasas de un fuego hecho con leña, van echando los ingredientes delicadamente cortados: patata, pollo, cebolla… Los hombres, mientras, charlan y juegan al parchís. Los niños deambulan de un lado a otro. Unos cantan, otros saltan, otros ayudan a los mayores. Mientras, justo detrás de la choza principal, el panadero termina de hornear pan de leña. A esta hora el desafío a los cinco sentido era feroz. Solo queríamos comer pero aquí el tempo no lo marca el minutero del microondas, sino la fuerza del fuego y la paciencia de los comensales. Todo mereció la pena. ¡Estaba de vicio!

Ramadán

Ramandán

Ramadán

Ramadán

Ramadán

Como marca la tradición después del almuerzo tocaba una siesta senegalesa. Era el impás de espera para los actos de la tarde. Quedaba salir a la calle, al pueblo, para compartir con los lugareños las felicitaciones por el día de fiesta, el final del Ramadán, y los buenos deseos para el nuevo tiempo que estaba por venir. Todo ello con un buen trago de vino de palma. Así hasta que Alá o el San Pedro de los cielos senegaleses quisieron. Para acabar la fiesta mandó rayos y truenos. La tormenta ya no dio tregua. Para esa hora el día inolvidable ya estaba guardado en nuestras retinas.


–> Aquí puedes encontrar vuelos baratos a Senegal

–> Aquí puedes encontrar diferentes alojamientos en Senegal

–> Si quieres recorrer el país, puedes alquilar un coche aquí. 

–> Aquí puedes contratar un seguro de viajes para viajar seguro.


Código Ética. “Algunos de los enlaces en este artículo incluyen enlaces de afiliados. Esto significa que si realizas la compra de un producto siguiendo ese enlace, nosotros recibiremos una comisión. El uso de este enlace no incrementa el precio final para el consumidor. Gracias a este sistema, nos ayudas a seguir adelante con el mantenimiento del blog”.


Comparte con tus amigos....Share on FacebookShare on Google+Email this to someonePin on PinterestTweet about this on TwitterShare on LinkedInPrint this page
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Sin valoraciones)
Cargando…

4 comentarios en “Día 4: Hoy es día de fiesta, celebramos el final del Ramadán

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>