Qué ver en Londres y alrededores

Día 0: Volando a la “capital” de Europa

Hay personas a las que les gusta gastarse su dinero en pasar su fin de semana entre grados de alcohol, faldas ajustadas o camisetas marcadas. Otros prefieren gastarse sus emolumentos en grandes centros comerciales: una parte en la tienda de ropas, otra en los complementos, y lo que sobra, en un fast food. Yo, siempre que puedo, prefiero viajar. La razón para comenzar este viaje que me llevará a la “capital” de Europa es visitar a MJ que estaba haciendo un curso de idiomas en Londres (verano 2008).

Londres y Oxford

Londres, London o Londinium, como le pusieron los romanos allá por el año 43, cuenta con más de 7 millones de habitantes en la city, y casi 14 millones en su área metropolitana. Este fin de semana, tendrán que sumarle uno más.

Para llegar a Londres desde España, ya saben que pueden elegir cualquier método de trasporte: coche, autobús, tren, barco o avión; pero, sin duda, este último es el más rápido y efectivo. Y de todas las compañías, aunque me pese, la que mejor cumple esos dos adjetivos es Ryanair.

Después de surcar las nubes españolas e inglesas con una compañera de vuelo inesperada, la hermana de mi amigo Nono, a la que encontré sin previo aviso en la cola de embarque del vuelo, llegamos a uno de los seis aeropuertos de la capital, a Stanted (además, Heathrow, Gatwick, Luton, City y Southend).

Londres y Oxford

Para llegar al centro hay dos opciones: tren o bus. La primera elección es un poco más rápida, pero también más cara, así que elegí el autobús, de los normales, sin dos plantas, todavía. En Victoria Station me esperaba, a una hora indefinida de la madrugada, María José, después de haber aguantando frío, tempestades y borrachos. Al instante cogimos los transportes londinenses por antonomasia, los (taxis típicos de la ciudad) y los buses de doble planta, caminito de la residencia de MJ. Y ahora sí, me reservo el final de este capítulo.

Día 1: En la mitad del mundo

Hoy era el primer día oficial en Londres y tocaba jornada completa. Al final del texto entenderán que esta afirmación la cumplimos a rajatabla, ayudados, eso sí, por el magnífico día que nos acompañó. Cosas de la vida: en Sevilla llovía, y en Londres “soleaba”.

Todo comenzó en el medio del mundo. Exactamente con un brazo en el hemisferio este, y otro en el oeste. Sí, me estoy refiriendo a uno de los pocos sitios del mundo donde se puede dar esta curiosa circunstancia, en el Meridiano de Greenwich, en el cual se sitúa el meridiano cero.

Londres y Oxford

Un lugar particular y bonito, y cuya visita se complementa observando todos los detalles del Royal Observatory (donde se encuentra el artilugio que marca el meridiano 0º), dando un paseo por el cuidado parque de esta zona londinense, o imaginando antiguas hazañas en el Cutty Sark, el famoso barco de la botella de whisky que no inventó esa compañía, sino que fue el último velero que transportara té entre Inglaterra y China, y en su día, también, fuera el barco más veloz de los mares.




Cuando la hora del aperitivo había pasado, hicimos una de esas cosas que nadie debe dejar pasar en su visita a Londres, darse un paseo por el río Tamesis, y disfrutar de otra imagen de la capital. Eso sí, en barco de transporte público (2,60 € con Travel Card). Nada de cruceros para guiris.Londres y Oxford

Como navegar siempre abre el apetito, esta vez no iba a ser diferente, aunque estuviéramos en el país en el que todo lo que es al contrario que en el resto del universo, vale. Buscamos un bonito comedor público al aire libre. Y buscando, buscando, no encontramos uno mejor: unos jardines frente al Big Ben, el reloj más famoso de mundo.

Londres y Oxford

Quedaba tarde aún, y era el momento de darle un hueco a la cultura. Al Brithis Museum. Un poco de los griegos, otro poco de los romanos, otro trocito más de los egipcios, y así, robando por medio mundo, fue como los británicos, simplificando un poco el proceso, montaron este estupendo museo.

Londres y Oxford

Londres y Oxford

Blancos, negros, chinos, dulce, salado, grandes o pequeños. Es Picadilly Circus, el rincón de Londres en el que todo tiene cabida. Fue nuestra siguiente parada en el metropolitano, “tube”, “underground”, o simplemente metro, la primera red, la londinense, en construirse en Europa (1863) y una de los más largas y extensas. Nuestro hostal nos esperaba con las puertas abiertas. Pero antes del merecido descanso, a solo unos metros de nuestra morada temporal, nos esperaba un gran espectáculo: “Grease”, el musical.

Londres y Oxford

Día 2: Oxford, el mejor lugar para estudiar… y para vivir

“La ciudad de las agujas de ensueño”, como la nombró el escritor Matthew Arnold. Oxford, la ciudad inglesa ubicada en el condado de Oxfordshire, y hogar de la afamada universidad, la más antigua en el mundo anglosajón; es todo esto y mucho más. Su ritmo tranquilo, la bella estampa de su paisaje, los variados y bonitos edificios que lo componen, y la cultura brotando por cada rincón, hacen de esta ciudad con aire de pueblo, un lugar envidiable para estudiar, y para vivir.

Londres y Oxford

Sin duda, la gran atracción de esta localidad es su universidad. En esta urbe, todo gira en torno a ella. Para bien, como fuente de riqueza y prestigio, o para mal, con revueltas como la de 1355, en la que varios estudiantes resultaron muertos. La institución se compone de 39 colleges, cada uno con un encanto especial. Sin duda, de entre todos, el que destaca es el Crist Church Collage (en su famoso comedor se rodó “Harry Potter”), aunque no se quedan atrás Magdalen Collage, Merton o el University Colleges, el primero, fundando a mediados del siglo XIII. Hasta mi hermano tiene uno, el Jesús Collage.

Londres y Oxford

Me gustan los contrastes, por eso a nuestra vuelta a Londres, fuimos a un lugar alternativo, totalmente de moda en la actualidad, que me recomendó un buen amigo gallego, Martín. Estuvimos en Old Street, una zona de bares “made in London”. Sin duda, el rey entre tanto movimiento alternativo, es The Foundry. Un cutre antro con objetos viejos varios colocados a diestro y siniestro y unos servicios de lo más tétricos. A los valientes, que prueben.

Londres y Oxford

Día 3: De mercadeo en Candem Market

Reconozco que por naturaleza no soy yo persona de ir de compras. No es que no me guste, es que lo detesto. Cientos de personas arremolinadas en lugares que no aportan nada, más que un agujero en la cartera que provoca la compra compulsiva impulsada por las estupendas técnicas de marketing. No, eso no lo quiero. Pero, en esta ocasión, abandoné mi sentido común para dejarme llevar por un mercado que pensé, iba a ser diferente.

Londres y Oxford

Candem Market es diferente, sin duda, pero solo para un rato, como parte de la atracción turística, pero ya está. Muchas tiendas, vanguardistas algunas, futuristas otras, normales, las más, y muchos puestos de comida internacional. Lo dicho, diez minutos de visita, un tentempié, y a otra cosa mariposa.

Mi próxima “cosa” no era agradable. Tocaba volver, y además con Ryanair, que siempre tiene un plus que no sirve sino para ahondar más la pena. Se acabó la aventura londinense, al menos para mí. MJ se quedó una semanita más. Pero, volveremos. ¡Y venceremos!


–> Aquí puedes encontrar vuelos baratos a Londres

–> Aquí puedes buscar diferentes alojamientos en Londres

–> Si quieres recorrer el país, puedes alquilar coches  coches

–> Aquí puedes encontrar diferentes actividades y excursiones para pasarlo pipa en Londres

–> Aquí puedes contratar este seguro de viajes para viajar seguro.

–> Traslados al aeropuerto fiables y con precio fijo.


Código Ética. “Algunos de los enlaces en este artículo incluyen enlaces de afiliados. Esto significa que si realizas la compra de un producto siguiendo ese enlace, nosotros recibiremos una comisión. El uso de este enlace no incrementa el precio final para el consumidor. Gracias a este sistema, nos ayudas a seguir adelante con el mantenimiento del blog”.


Comparte con tus amigos....Share on FacebookShare on Google+Email this to someonePin on PinterestTweet about this on TwitterShare on LinkedInPrint this page
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Sin valoraciones)
Cargando…

Un comentario en “Qué ver en Londres y alrededores

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>