Consejos para viajar en avión con un bebé

Actualización: 30 septiembre, 2021

JJ nació en medio de una pandemia mundial… sí, uno de esos niños que le llaman ‘generación Covid’. Cuando la situación se calmó un poco, ni él ni nosotros pudimos volar como hubiéramos querido pero hemos disfrutado de otros viajes de otra forma y por supuesto de destinos más cercanos. Hace poco llegó uno de los hitos importantes, ese momento que se hace algo por primera vez: nuestro pequeñín tomó su primer vuelo. Lo hizo con 9 meses para desplazarnos desde Sevilla hasta Lanzarote y pasar unas vacaciones familia inolvidables. En este post te vamos a hablar de todo lo que necesitas saber para viajar en avión con un bebé, esas dudas que nosotros ya tuvimos como papis viajeros novatos y que ahora queremos plasmar para ayudar.

Antes de empezar queremos comentar brevemente que viajar aporta beneficios terapéuticos a los bebés para desarrollarse social y emocionalmente y adquieren nuevos valores y habilidades que para nosotros son importantes, como respetar a los demás sea cual sea su idioma, cultura, raza o religión y respetar el entorno, practicar la tolerancia, ver nuevas realidades y abrir la mente, adquirir flexibilidad y paciencia, incentivar las ganas de aprender y de conocer, y despertar aún más sus ansias por explorar. Los niños que por las razones que sean no viajan asiduamente les cuesta más adaptarse a los cambios y no cuentan con tantas herramientas para enfrentarse a la vida diaria, según los expertos.

Preparativos para volar con un bebé

Desde cuándo se puede volar con un bebé

No existe una norma estipulada, pero en general las aerolíneas recomiendan esperar 7 días desde el nacimiento del bebé. Lo ideal es verificar la política que cada compañía tiene al respecto, pero suelen ir todas en la misma sintonía.

¿Se puede volar estando embarazada?

  • La IATA, Asociación Internacional de Transporte Aéreo, recomienda viajar hasta las 36 semanas de gestación cuando el embarazo no ha presentado complicaciones y hasta las 32 semanas cuando se trate de un embarazo múltiple en la misma situación.

Tarifas especiales para bebés

Las compañías aéreas consideran ‘bebé’ a aquellos menores de 0 a 23 meses. ¿Y qué quiere decir esto? Pues que durante estos dos años los bebés pagarán las tasas de aeropuerto, como suele ocurrir con la mayoría de las aerolíneas low cost, o un porcentaje de la tarifa correspondiente (tanto una como la otra opción rondan los 30 euros). ¡Aprovecha y vuela todo lo que puedas en ese tiempo!

Documentación para los bebés

Todo dependerá del destino al que vayáis, pero a priori:

Vacunas

Además de las vacunas que les corresponda a tu bebé por calendario, deberás ponerle otras vacunas según al destino que viajes. Consulta aquí la web del Ministerio de Asuntos Exteriores de España para conocer qué vacunas son necesarias antes de volar.

Seguro de viaje

Nosotros ya no viajamos sin contratar un seguro de viaje, aunque sean destinos cercanos, y menos en los tiempos que corren… Ante la incertidumbre que estamos viviendo, el seguro de viaje se convierte en el mejor aliado para garantizar tranquilidad ante cualquier imprevisto, ya sea por motivos de salud o por accidentes, robos, retrasos de aviones, pérdida de maletas… Por 2 euros al día, te cubres de espantos.

Viaja seguro:

Covid

Los bebés están exentos de PCR y toda prueba a la hora de viajar. También suelen estarlo los niños pequeños de entre 6 y 11 años, aunque para este intervalo de edad existen excepciones y puede que haya países que sí la pidan.

También están exentos de llevar mascarillas. Les ayudaríamos mucho si los mayores no se la quitasen en ningún momento durante el vuelo.

¿Sabías que...

  • … los aviones de hoy en día ya cuenta con los filtros HEPA (High Efficiency Particulate Arresting), es decir, un purificador de aire que eliminan los virus, gérmenes y bacterias continuamente. Sin duda, una garantía importante a la hora de viajar con un bebé en avión con el Covid-19.

Maletas de viaje

La mayoría de las compañías, además de la maleta, admiten a los que viajan con un bebé llevar de manera totalmente gratuita al menos uno o dos accesorios de más: carrito del bebé, cuna portátil, porta-bebé, sillita del coche… Es cuestión de consultar la política de la aerolínea con la que vayáis a viajar.

¿Y que debo llevar en la maleta para el bebé? Nosotros solemos llevar un poco de todo: ropa de verano e invierno, pañales, neceser, botiquín, juguetes, entre otros (intenta colocar más a mano las cosas que vayas a usar más). Y como accesorios: el carrito del bebé (el nuestro se puede subir en cabina por peso y tamaño) y el porta-bebé. No llevamos: cuna (hacemos colecho), comida (toma leche materna y hacemos BLW), bañera plegable (usamos la bañera del cuarto de baño del alojamiento o en su defecto se ducha con nosotros) y la silla del coche (la alquilamos llegado el caso).

Aeropuerto de Sevilla

En el aeropuerto

Check in

En general, si viajas con un niño tienes prioridad en la facturación y en el embarque. No dudes en hacer uso de este derecho para viajar en avión con un bebé.

A pesar de esto, te recomendamos que vayas al aeropuerto con tiempo suficiente porque con niños todo es más lento.

Control de seguridad

También existe una zona especial para familias a la hora de pasar el control de seguridad de los aeropuertos. Pregunta dónde está.

El carrito debe pasar plegado por la cinta.

Viajar en avión con bebé

Durante el avión

Antes de subir

Debes saber que puedes subir al avión la comida del bebé, ya sea sólida o líquida, y además está permitida llevarlas, en general, en botes de más de 100 ml sin que vayan precintados. Algo que para los adultos está prohibido.

Si vas con carrito, lo más normal es que el personal te permita llevarlo hasta el final del finger. Ellos se encargan de guardarlo y luego de entregártelo. En nuestro caso, como ya comentábamos más arriba, no es necesario porque tenemos un carrito que cumple con las medidas de peso y tamaño para poder subirlo en la cabina.

Despegue

La mejor forma para que los niños no sufran los cambios de presión, normalmente en los oídos, es ofrecerles algo para que succionen en el despegue o el aterrizaje (teta, chupe o bibi). Una de las recomendaciones más importantes para viajar en avión con un bebé.

Por otro lado, los bebés menos de 2 años suelen volar sentados en el regazo de alguno de los padres en la ventana (donde suelen estar las mascarillas de oxígeno para niños). Allí mismo, se facilitará un cinturón de seguridad especial para ellos. A partir de los 24 meses, los niños deben de ir en su propio asiento y el cinturón de seguridad (adaptable) es igual que el de los adultos.

Durante el trayecto

Tanto si el trayecto es corto como largo, es muy importante ofrecerles agua para que se mantengan bien hidratados. Lo mismo sucede con la comida.

Asimismo, deberás controlar la temperatura del peque porque en muchos de los aviones ponen el aire acondicionado altísimo y no estaría de más ponerle una mantita. También al contrario.

Los aviones cuentan con una zona preparada para cambiar a los bebés durante el vuelo, normalmente están en los baños o en la parte trasera. Además, suelen contar con cunas para trayectos largos (hay que pedirlas con antelación).

Y en el caso de que se aburran, puedes distraerlos con juguetes, libros o cuentos, cuadernos para colorear, cuadernos de pegatinas, cartas, puzzles, peluches, marionetas, juegos de manos, juegos hablados, plastilina,… también podemos recurrir a algún dispositivo electrónico tipo tablet, tan denostados en niños pequeños en nuestro tiempo (cierto es que para el día a día no deben emplearse, y menos en menores dos años, pero como último recurso, para un viaje largo en avión, tampoco pasa nada).

Ya en destino

Una vez, dejéis el aeropuerto tenéis que haceros la vida más fácil que cuando viajabais como pareja. Intentad tomar un medio transporte y un alojamiento cómodo para la familia, si no, la llegada al destino será una odisea y eso lo notan los enanos. A veces gastarse un poco más es sinónimo de tranquilidad y felicidad.

Nuestra recomendación es que alquiléis un coche y os alojéis en apartamentos porque son más amplios, dispones de la cocina y, en definitiva, se parece más a un hogar. ¡A disfrutar!

Alojamiento en familia

¿Qué te ha parecido nuestro post sobre los consejos para viajar en avión con un bebé? ¿Alguna duda? ¿Incluirías algo más para este viaje? ¡Cuéntanos! Estamos deseando leer tus consultas, propuestas y experiencias. ¡Deja tu comentario más abajo!


Organiza tu viaje y ahorra mucho dinero con estos enlaces:   


¿Quieres seguir leyendo más aventuras? Suscríbete al blog

   

Deja un comentario

  Acepto la política de privacidad.