Diez lugares imprescindibles que ver en Italia

Actualización: 9 mayo, 2022

Italia siempre, siempre, es una buena opción para hacer una escapada corta o larga, para viajar sólo o en buena compañía. No importa las veces que la hayas visitado porque siempre tendrás un rincón sorprendente que descubrir. De norte a sur, de este a oeste, desde el interior hasta las islas, siempre hay una buena razón para volver a este país europeo bañado por el Mediterráneo. Aquí te contamos cuáles son nuestros diez lugares imprescindibles que ver en Italia.

Cómo moverse por Italia

Para hacer este viaje por Italia que te proponemos necesitarás dos cosas: algo de tiempo y un medio de transporte.

Aquí te dejamos todos los artículos que hemos escrito de este país:

  • Si optas por alquilar un coche debes saber que hay una red de autopistas bastante amplia, y las carreteras nacionales y locales son consideradas excelentes. Pero tienes dos inconvenientes, por un lado, los kilómetros que vas a llevar a tus espaldas y, por otro, no podrás ir a las islas tan fácilmente.
  • Una buena alternativa a la carretera, puede ser tomar algún avión. Italia tiene en su territorio 29 aeropuertos internacionales, de los cuales, los aeródromos Linate y Ciampino, Milán y Roma son usados para llegadas y salidas de vuelos nacionales. El ferry lo aconsejamos sólo si tenemos la necesidad de llegar a islas donde no existen aeropuertos.
  • Otro medio de transporte muy usado y bien valorado por los usuarios es el servicio de autobuses de Italia. Los buses llegan a las plazas principales de la mayoría de los municipios. Sus amplias conexiones es la principal ventaja.
  • Para viajar por Italia también recomendamos el tren. Además de la comodidad, tranquilidad y seguridad, las tarifas de los ferrocarriles de Italia suelen ser de las más económicas de Europa.

Qué visitar en Italia

Roma y Vaticano

Roma, la capital de Italia, es un lugar tan antiguo, bello y denso que priorizar qué atracciones visitar puede ser una tarea abrumadora. ¿Cómo empiezas a averiguar qué ver en Roma? Empezamos por lo que más nos gustó: el Coliseo de Roma. Es el anfiteatro más grande construido durante el Imperio Romano y una de las 7 maravillas del mundo. Durante más de cinco siglos ofreció espectáculos de fieras, batallas de gladiadores y representaciones de contiendas. Impresiona ver la magnitud de la construcción y el estado en el que se conserva.

La Fontana di Trevi es la fuente más bonita y espectacular de Roma. Y para nosotros la más bella del mundo. Otro de los edificios mejor conservado de Roma es el Panteón de Agripa. Situado en pleno centro de la ciudad entre las callejuelas impresiona encontrarte tal belleza monumental. Recorrer el Foro Romano es volver atrás en el tiempo más de veinte siglos. Pasear por el centro histórico, por las instituciones de gobierno, mercado y religión, y por las que anduvo Julio César, es un lujo al alcance de cualquier viajero.

El Trastévere, las catacumbas o el Monte Patalino, son algunos de los imprescindibles que visitar en Roma. Y, no, no se nos olvidaba. Es un pecado ir a Roma y no visitar la Ciudad del Vaticano. La Plaza San Pedro, al igual que los museos vaticanos, la Capilla Sixtina y la Basílica son parada obligatoria.

Florencia

Florencia es una de esas ciudades más bonitas y otros de los lugares para visitar en Italia. La Catedral de Florencia, ubicada en la Piazza del Duomo, es una de las iglesias más grandes de la cristiandad. Enfrente y con un aspecto similar, puedes visitar el Battistero di San Giovanni, el edificio más antiguo de Florencia. Todos los ciudadanos católicos de la ciudad eran bautizados aquí. Ambos unos imprescindibles que ver en Florencia.

Con sus casas y tiendas colgantes, el Ponte Vecchio es uno de los puentes más famosos y singulares del mundo. Como curiosidad, el «Puente Viejo» también es el puente de piedra más antiguo de Europa.

Si la Piazza del Duomo es el centro religioso de la ciudad, la Piazza della Signoria es el centro del poder civil y la zona más animada de Florencia, no sólo por la gente sino por la cantidad de edificios y esculturas que hay a pie de calle. Es como un gran museo al aire libre.

Si tienes tiempo y te gusta el arte debes apuntarte la Galería de los Uffizi, una de las pinacotecas más importantes del planeta que cuenta con cuadros renacentistas tan famosos como el nacimiento de Venus o la adoración de los Magos. Y la Galería de la Academia, donde podrás ver el magnífico David de Miguel Ángel.

Florencia se encuentra en la Toscana, una región en el centro de Italia, y cuenta con algunos de los paisajes más bellos de la Tierra.

Pisa

Muy cerca de Florencia, y también en la Toscana está Pisa. La ciudad cuenta con uno de los monumentos más fotografiados de Italia. Gracias a la Torre inclinada, situada en la plaza del Duomo de Pisa, es uno de los más visitados de Italia y es un imprescindible que ver en Pisa. Con un día tendrás tiempo suficiente para visitar la Torre y los monumentos históricos más importantes de la Piazza dei Miracoli, ya que es una urbe pequeña. Si no quieres quedarte sin visitarlo, te aconsejamos que reserves las entradas con antelación, porque en temporada alta las colas pueden llegar a ser de 3 horas de espera.

No te olvides tampoco de visitar el Duomo, el Baptisterio y el Camposanto y cuando termines tienes una visita obligada en la iglesia de Santa Maria della Spina ya fuera de la Piazza dei Miracoli y a orillas del río Arno.

Venecia

Dicen que es una de las ciudades más románticas del mundo. Venecia es uno de esos sitios que hay que visitar al menos una vez en la vida. Caminar por sus calles, navegar por sus canales… No hay turista que se precie y no dé un paseo en góndola. Eso sí, últimamente hay tantas góndolas que el paseo no es tan mágico como lo pintan en las guías turísticas.

No es una villa grande pero, por su estructura, llena de canales y puentes, no resulta del todo fácil de recorrer. No hay mejor manera de conocer Venecia que alejarse un poco de la zona turística y perderte por sus callejuelas. Es la esencia de aquí, lo que nadie ve, donde transcurre la vida de los que viven allí.

Los lugares que ver y visitar en Venecia obligatorios son: la Basílica de San Marcos, la Ca d´Or, el Palacio Ducal, la Iglesia de la María della Salute, el Puente de los Suspiros, el Teatro la Fenice… Y ya que estás aquí te recomendamos encarecidamente una excursión a Murano y Burano.

Que visitar en Venecia

Verona

Verona, se sitúa entre colinas, a orillas del río Adigio. Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, un paseo por sus calles hace fácil un viaje en el tiempo por lo bien conservado de sus edificios y monumentos desde la época medieval hasta el Renacimiento.

Tal vez la Arena de Verona, un anfiteatro romano muy bien custodiado, sea el corazón de esta ciudad italiana que ha sabido preservar su historia. Inevitablemente, todos los caminos llevan al número 23 de la Via Campello. Allí está situada la Casa de Julieta. En el famoso balcón, escenario de la popular obra de William Shakespeare Los dos hidalgos de Verona, los turistas van pasando para hacerse una foto de enamorados. Ambos puntos tienes que ver en Verona durante tu visita.

Cinque Terre

Si hay un lugar mágico que ver en Italia ese es Cinque Terre (Cinco Tierras). Se trata de cinco pintorescos pueblecitos encaramados en riscos sobre el azul del Mediterráneo. Este pedacito de costa, junto a Portovenere y las islas de Palmaria, Tino y Tinetto son Patrimonio de la Humanidad por la Unesco y, además, son parques nacionales.

  • Monterosso es el primero de los pueblitos, el más grande, más habitado y el único que posee una zona de playa. En temporada alta hay sólo unas áreas que son de uso público y gratuito, y en temporada baja toda la playa es gratuita.
  • Vernazza se sitúa en un promontorio y sus pintorescas casas, apretujadas unas contra otras, están separadas en dos hileras por una única vía central y perpendicularmente por escalinatas. En el punto más bajo se encuentra la iglesia Santa Margarita de Antioquia, la ensenada y, en ella, el puerto. Algunos lo consideran el más bonito y atractivo de los cinco, y nosotros también lo pensamos.
  • Corniglia es el único de los pueblecitos que no tiene salida al mar, porque se encuentra en la cima de un promontorio rocoso, y es el más pequeño de los cinco. Para llegar a Corniglia es necesario descender una larga escalinata o recorrer una carretera desde la estación de tren.
  • Manarola está encerrada entre dos espolones rocosos y desciende hacia el mar. En la parte más baja alberga un pequeño puerto. Como en Vernazza, las casas se agrupan unas junto a otras a lo largo de la vía principal, la Via di Mezzo.
  • Riomaggiore es la última y más oriental de le Cinque Terre. Las viviendas de este pueblo son un tesoro urbanístico, son las típicas casas-torres de estilo genovés que siguen el abrupto recorrido del río. Posee monumentos como la Iglesia de San Juan Bautista y un hermoso castillo. Al igual que las vecinas, Manarola y Vernazza, tiene una calle principal que llega a un pequeño puerto que se traga el mar. Este puerto es un punto de encuentro de pescadores que se ven invadidos por turistas.

Nápoles y Pompeya

Nápoles es la ciudad más poblada del sur de Italia y capital de la región de Campania. Es un lugar lleno de historia y de deliciosa gastronomía. Famosa por sus pizzas, las más emblemáticas la margarita, por supuesto, y la marinera. Tiene fama de sucia, ruidosa y un tanto peligrosa, pero no hagas caso a los estereotipos.

Spaccanapoli es una de las calles principales del casco antiguo de Nápoles. Calle en línea recta en la que podrás ver y disfrutar del Nápoles más auténtico. La Catedral de Nápoles es el monumento religioso más importante de la ciudad. Cuenta también con un Baptisterio al que puedes acceder.

La Piazza del Plebiscito es uno de los símbolos de la capital y uno de los imprescindibles que ver en Nápoles. Se trata de una de las plazas más grandes de Italia y en ella se encuentra el Palacio Real, la Basílica de San Francisco de Paula, el Palacio de la Prefectura y el Palacio Salerno. Justo al lado contrario, se puede hacer una parada en la Galleria Umberto I, por Via Toledo, la calle más importante de la ciudad con una longitud de más de un kilómetro. A lo largo de ella se ramifican otras calles de notable importancia y hay numerosas plazas, iglesias y palacios nobiliarios. La galería del siglo XIX es una zona comercial de tiendas y bares. Te recordará a la Galería Víctor Manuel II de Milán, con techos de cristal y acero, y suelos de mármol con mosaicos.

Muy cerca de Nápoles se encuentra Pompeya (a media hora de distancia). Pompeya es historia viva y va unida al Vesubio, aquel volcán que entró en erupción un 25 de agosto del año 79 y arrasó completamente la ciudad. Días antes se sintieron terremotos y explosiones y muchos decidieron huir de sus casas. Sin embargo, unas 2.000 personas se quedaron, por temor a perder sus tierras y no corrieron con la misma suerte. Fueron enterradas en cenizas. Cuando visitas Pompeya, llama la atención ver la posición en la que se quedaron muchos de los cuerpos.

Alberobello

Alberobello es un pueblo muy pintoresco del sur de Italia perteneciente a la región de Puglia. En los últimos años se ha puesto muy popular por las pequeñas casas pintadas de blanco de forma circular y con el techo cónico de piedra en color gris. Se llaman ‘trullos‘.

Lo mejor es pasear tranquilos y recorrer los dos barrios donde se encuentran los trullos: Rione Monti y Rione Aia Piccola. Hay muchos trullos especiales para visitar, como el Sovrano, que es el trullo más grande, el trullo Siamese o el trullo iglesia. La otra zona interesante para conocer en Alberobello es la de Aia Piccola. Es tan pintoresco como Rione Monti, pero menos visitado, y por tanto, más relajado.

Sicilia

Hace muy poquito que estuvimos por allí. Sicilia cuenta con importantes lugares históricos como el Valle de los Templos de Agrigento, el teatro romano de Taormina o las ciudades barrocas de Noto, Ragusa y Modica. También tiene muy buena riqueza natural, con sus volcanes (Etna, Stromboli y Vulcano), sus islas, sus playas y sus magníficas reservas naturales como la de Zingaro. Pueblos bonitos como Siracusa y grandes metrópolis como Palermo, la capital, o Catania. Toda esta ruta son nuestros imperdibles que ver en Sicilia.

Cerdeña

Una buena opción para disfrutar de las playas italianas es hacer una escapada a Cerdeña. Isla con aguas cristalinas, arena blanca y mucho sol. Estás en otro mundo. En la costa noreste, Costa Smeralda es conocida por su multitud de multimillonarios miembros de la alta sociedad y oligarcas. Pero el continente montañoso también disfraza bonitos pueblos.

Cerdeña es la isla gourmet. El énfasis en la tradición gastronómica es aún más pronunciado. La cultura aquí es italiana en esencia, pero más rústica y despojada.

¿Qué te ha parecido nuestro post sobre que ver en Italia? ¿Alguna duda? ¿Incluirías algo más para este viaje? ¡Cuéntanos! Estamos deseando leer tus consultas, propuestas y experiencias. ¡Deja tu comentario más abajo!


Organiza tu viaje y ahorra mucho dinero con estos enlaces:


¿Quieres seguir leyendo más aventuras? Suscríbete al blog

   

Deja un comentario

  Acepto la política de privacidad.