Qué bodegas visitar en La Rioja: cinco en Logroño, la capital, y cinco en la provincia

Actualización: 18 septiembre, 2020

Ninguna otra provincia española se siente tan cerca del negocio del vino en todas sus facetas, desde el viñedo hasta la bodega y la gran copa que se sirve en el bar de pinchos. Hasta las ferreterías de La Rioja venden corchos y botellas, fuelles de azufre y cañones en miniatura para mantener a los pájaros alejados de las uvas. El vino es el gran pasatiempo y diversión de la comunidad, su mayor atractivo. En este post te contamos qué bodegas visitar en La Rioja, una experiencia muy recomendable que hacer en el norte de España.

Bodegas en Logroño

La capital de La Rioja no solo está físicamente rodeada de viñedos, sino que siempre ha tratado el vino con el mayor respeto posible. En 1635 una ordenanza municipal prohibió el tráfico de vagones de ruedas metálicas por las calles del Casco Antiguo de Logroño ya que se temía que la vibración perturbara los vinos que reposaban debajo.

Muy recomendable es visitar alguna de las diversas bodegas dentro de los límites de la ciudad riojana, entre las que destacan nombres riojanos tan conocidos como Marqués de Murrieta, Ijalba, Olarra y Ontañón. La más venerable de todas las bodegas de Logroño, Franco-Españolas, se encuentra justo sobre el río Ebro por el puente de hierro, a pocos minutos a pie del centro. A continuación te contamos con detalle qué bodegas visitar en La Rioja en la actualidad:

Vinos de La Rioja

Franco-Españolas

La bodega es una colección centenaria de edificios bajos de piedra con un aspecto rústico, y tiene un orgulloso legado enológico cuyos resultados son visibles y sabrosos. Fotografías en blanco y negro en las paredes muestran a Ernest Hemingway disfrutando de una copa de Diamante, el vino más conocido de la bodega.

El tour con cata y aperitivo se realiza exclusivamente en español y tiene una duración de una hora y media.

Bodegas Riojanas

En el tour de las Bodegas Riojanas se conocerá los diferentes sabores y texturas de los tres tipos de uva que cultivan desde hace más de tres siglos: tempranillo, mazuelo y graciano. Y se pasará luego a degustar el producto final junto a un aperitivo. Se catará al menos 3 vinos elaborados aquí y se sentirá la diferencia aromática entre un tinto crianza, un reserva y un vino blanco.

Viña Ijalba

Esta visita guiada por la bodega Viña Ijalba no sólo se permitirá conocer las diferentes cepas que componen sus viñedos, cultivados con mimo y dedicación en sus más de 85 hectáreas, sino que también se descubrirá cómo se elaboran y tratan los caldos en las instalaciones de la bodega, además de la cata y el aperitivo. Sus productos pertenecen a la Denominación de Origen Rioja, certificación que acredita su excelente calidad.

Rioja Vega

Más de 130 años de historia te esperan en la visita a la bodega Rioja Vega, localizada a 10 kilómetros del centro de Logroño. Nada más llegar contemplarás un extenso viñedo ubicado en el corazón de la Denominación de Origen calificada Rioja (DOC Rioja). Durante esta visita aprenderás además varios conceptos básicos de enología y disfrutarás de una cata de dos vinos Rioja Vega: Rioja Vega Crianza y Rioja Vega Reserva (sin aperitivo).

Ontañón

A las bodegas Ontañón se la conoce entre los locales como el ‘templo del vino’. Durante la visita, entre barricas, se conocerá cómo la familia Pérez Cuevas ha logrado convertir una típica bodega riojana en un espacio de culto al caldo más popular de la región.

Tras el tour guiado por las instalaciones se llega a La Sacristía, el bar de vino. Allí tendrás la oportunidad de catar tres de los mejores caldos de Ontañón. Y, para acompañar, se saboreará dos pinchos locales.

campos de La Rijoa

Bodegas en La Rioja

Si te interesa conocer las bodegas de la provincia, en la Comunidad Riojana también disponen, cómo no, de unos vinos muy especiales, realizados en un cuidado proceso de selección de uvas, y que cuentan con unas increíbles instalaciones o que ofrecen unas experiencias gastronómicas de primer nivel. En total, hay más de 300 bodegas y, para ayudarte a elegir, aquí te dejamos nuestra selección sobre qué bodegas visitar en La Rioja provincia.

Marqués de Cáceres

La visita guiada comienza en el municipio Cenicero, situado en el corazón de La Rioja. Durante el tour, de una hora y media, se descubrirá la historia de la marca, presente en más de 120 países. Para completar la experiencia, se realizará una cata de cuatro de los vinos que se elaboran en la bodega: Antea Blanco Edición Limitada, Gran Reserva, Generación MC y Gadium. Todo ello acompañado de queso semicurado de la zona de Cameros.

Bodegas Lecea

La visita a las Bodegas Lecea se hace en San Asensio y te llevará en un recorrido por los orígenes del vino a través de sus centenarias bodegas del siglo XVI. Recorrerás sus más de 300 metros de laberínticos túneles subterráneos y aprenderás sobre el proceso completo de producción del vino, tal y como se hacía hace cientos de años. Se sigue haciendo con técnicas tradicionales de pisado de uva, prensado trujal a mano y fermentándolo en cubas de hormigón. Además son las única que conserva cuatro cuevas-bodega operativas.

Tiene premios como la Mejor experiencia Enoturística de España en 2016 y Best Of Wine Tourism en la categoría de Arquitectura, gracias a sus calados del siglo XVI.

Al finalizar la visita se probará tres de sus vinos: Corazón de Lago, Lecea Tinto Reserva y Lecea Blanco Semidulce (sin aperitivo).

Heras Cordón

El tour comienza en las puertas de la bodega en Fuenmayor y luego continúa por las instalaciones de los viñedos, cuyo origen se remonta al siglo XIX. Fue entonces cuando comenzaron las primeras obras y excavados en la tierra, para iniciar una pequeña producción vinícola, orientada al consumo de las familias locales de la Rioja Alavesa, que más adelante fue creciendo.

Al finalizar la visita habrá cata de vino con un completo menú degustación (entrantes, primer plato, segundo plato, bebida, postre y café). El primer plato va acompañado de un vino tinto Heras Cordón, vendimia seleccionada del 2015. Las carnes del segundo plato estarán maridadas con un vino tinto Heras Cordón, reserva del 2012.

Urbina

La visita arranca en Cuzcurrita de Río Tirón, una pintoresca localidad de La Rioja que es todo un referente del enoturismo en esta zona del norte de la región.

En la bodega Urbina, por donde han pasado ya cuatro generaciones, la pasión y la preocupación por los pequeños detalles son señas de identidad de esta familia. Todo esto te lo contarán, además de probar 10 clases diferentes de caldos: tres reservas, dos crianzas, dos blancos y un rosado, un tempranillo y un Gran Reserva.

Montecillo

En Navarrete, a escasos kilómetros de Logroño, está la bodega Montecillo, que gracias a su esfuerzo les ha permitido adquirir el reconocimiento mundial obteniendo más de 300 premios. Se trata de la tercera bodega más antigua de La Rioja.

Además de conocer su historia y su sistema de producción, se pasará a la sala subterránea para hacer cata en rama y cata de tres vinos Montecillo: crianza, reserva y rosé.

qué bodegas visitar en La Rioja

¿Qué te ha parecido nuestro post sobre qué bodegas visitar en La Rioja? ¿Alguna duda? ¿Incluirías algo más para este viaje? ¡Cuéntanos! Estamos deseando leer tus consultas, propuestas y experiencias. ¡Deja tu comentario más abajo!


Organiza tu viaje y ahorra mucho dinero con estos enlaces:   


¿Quieres seguir leyendo más aventuras? Suscríbete al blog

   

Deja un comentario

  Acepto la política de privacidad.