Valle Sagrado y, una maravilla del mundo, Machu Picchu

Después del descanso, llegaba el día que poníamos rumbo definitivo hasta la Montaña Sagrada de los Inkas. En el viaje, como en la vida, es tan importante el destino como el camino, por ello en este recorrido no hay que olvidar el Valle Sagrado compuesto por una serie de pueblos que mantienen el trazado, muros y grandes obras del incanato: Pisac, Chinchero, Yucay, Tipón, Pikillaqta, Moray, Urubamba, Ollantaytambo… y la última etapa, Aguas Calientes.

Valle Sagrado

Machu Picchu, por fin

A cada paso se aprecia el esmerado y extraterreste trabajo de los Inkas, una civilización que perduró pocos siglos a pesar de su brillante cultura. La sorpresa no olvida al rostro en toda la jornada que finaliza, de forma obligada, en Aguas Calientes, el pueblo del Machu Picchu. Al día siguiente, ganándoles horas al sol, toca madrugar para llegar pronto a la antigua ciudad. Nosotros despertamos a las cinco de la mañana. Debido a la lluvias, que hicieron que un trozo de la carretera de acceso se desprendiera, ni tan siquiera valoramos la posibilidad de ir en bus (en torno a los 10 dólares viaje solo ida, 7.3 euros, para un recorrido de 20 minutos).

Entre una lluvia fina y junto al fiero cauce del río Urubamba fuímos avanzando los primeros metros todavía en noche cerrada. A los pocos minutos, con la niebla mezclada con la vegetación del valle, atravesamos el puente de acceso para alcanzar los primeros escalones que llegan a la cumbre, en este caso nunca mejor dicho. Con esfuerzo, por el desnivel y la altura, en más de una hora, el tiempo estimado, llegamos al control de acceso. Fuímos de los primeros, y eso es algo que hay que valorar cuando se habla de este lugar.

Valle Sagrado

La necesidad de una botella de agua hace romper la magia. Los ladrones que gestionan los servicios de bar la cobran a 10 soles (2,6 euros, más de cuádruple que en la ciudad. Hay sólo una alternativa bajando la cuesta de acceso del bus, en el bar donde comen los trabajadores). Ya saben lo que deben llevar consigo. Para olvidarlo contratamos los servicios de una guía, imprescindible, (en torno a los 15-20 soles se puede conseguir, 4-5 euros) para que empezara ya la aventura.

Valle Sagrado

Valle Sagrado

El paso que sigue a los tornos de acceso es un puro camino que en un momento determinado se abre a la inmensidad, a la antigua ciudadela. La primera sensación es de escalofrío ante una de las 7 Maravillas Modernas del Mundo Moderno. Después de un siglo del descubriemiento arqueológico por Hiram Bingham, este lugar emociona a miles de personas al día, ninguna sin razón. Formada por palacios, templos, algunas viviendas y graneros pero, sobre todo, con edificios con una clara función ceremonial, Machu Picchu deja con la boca abierta a todo el que lo visita por su arquitectura, su privilegiado entorno y, lo más importante, su magia. Un magnetismo indescriptible que supera cualquier pensamiento racional.

Valle Sagrado



Para saber más de los sitios que visitar y su historia están los libros y los guías. A nosotros nos llevaría muchos post que no estarían del todo rematados. Sólo podemos hablar de sentimientos, los mismos que van en aumento a medida que se sube al Wayna Picchu.

Valle Sagrado

Desde lo más alto, después de una exigente subida de una hora (hay dos turnos de subida, de 7 a 8 am y de 10 a 11 am, pero mejor el segundo porque es más tarde y hay menos nubes), sobre el “Sillón del Inka” se aprecia la magnitud de este lugar.

Valle Sagrado

Arriba hay que contemplar, admirar, agradecer para nunca olvidar. A esa hora María José esperaba abajo, el cansancio de la subida matutina le impidió alcanzar la cima. José Pablo, a casi 2.700 metros, quiso compartir su alegría con todos los andaluces a través del programa en el que colaboramos todos los viernes a las 18 horas, El Público de Jesus Vigorra en Canal Sur Radio (buscar el viernes 31 de enero sobre las 18.30 h.). El guarda de la parte más alta del Wayna Picchu, un veterano con muchos años de servicio a su espalda, comentó que nunca antes había visto una conexión de radio desde tan especial punto. Quede para la historia. Eso y la espectacular tortilla de patatas que nos había preparado Leo a nuestra vuelta a Cusco en casa de Jessi.

Valle Sagrado

 


Gastos

Día 9: transporte 33 soles (8,5 euros) + comida 22 soles (5,7 euros) + mercado 5 soles (1,2 euros) + alojamiento 60 soles (15,7 euros) + exonerados pago Boleto turístico. Total: 120 soles (31 euros).

Día 10: exonerados entrada acceso Machu Picchu + guía 30 soles (7,8 euros) + snacks 10 soles (2,6 euros) + almuerzo 30 soles (7,8 euros) + transporte 10 soles (2,6 euros). Total: 80 soles (20,8 euros).


–> Aquí puedes encontrar vuelos baratos a Perú.

–> Aquí puedes encontrar diferentes alojamientos en Perú.

–> Si quieres recorrer el país, puedes alquilar un coche aquí. 

–> Aquí puedes contratar un seguro de viajes para viajar seguro.


Código Ética. “Algunos de los enlaces en este artículo incluyen enlaces de afiliados. Esto significa que si realizas la compra de un producto siguiendo ese enlace, nosotros recibiremos una comisión. El uso de este enlace no incrementa el precio final para el consumidor. Gracias a este sistema, nos ayudas a seguir adelante con el mantenimiento del blog”.


Comparte con tus amigos....Share on FacebookShare on Google+Email this to someonePin on PinterestTweet about this on TwitterShare on LinkedInPrint this page
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Sin valoraciones)
Cargando…

5 comentarios en “Valle Sagrado y, una maravilla del mundo, Machu Picchu

  • Que grandes sois!! No hay palabras para describir lo que se siente allá arriba, verdad? No hay fotografía ni vídeo que le haga justicia a ese paraje! Apuesto a que será uno de los momentos que recordaréis con más nitidez y emoción.
    La subida al Wayna es una locura, un grado de inclinación más y habría que subir con cuerda y arnés! Tendrías que haber visto como arrastraba el culo el Adri a la bajada por culpa del vértigo!! X-D

    Un abrazo! Que la fuerza y el ánimo os acompañe!

    Reply
    • Jajajajjajj. Lo de Adri nos consta pero por lo que vimos en la subida es común en los mortales. La inclinación, el desnivel y la altura lo hacen complicado, pero merece muchoooo la pena. Como bien dices, sólo los que hemos tenido la suerte de estar allá arriba, sabemos lo que se siente. Que estas páginas inspiren a muchos más!!!

      Reply
  • …un relato excelente que transmite toda la emoción que vivieron en Mapi. José Pablo la foto en la que estas en el Wayna Picchu es IMPRESIONANTE !!!…muy ricas la tortillas de Leo…ejejje…

    Reply
  • Fui por 2da vez en diciembre del 2016 y la verdad volvería a ir mil veces más. Cuando entras a la ciudadela te quedas impresionado, es algo indescriptible. Vale la pena dedicarle el tiempo para ir, no puedes ir a cusco y no visitar machu picchu. Tuve suerte porque fui en época que no se recomienda normalmente (diciembre a febrero por lluvias) pero me tocó un sol impresionante así que es impredecible.
    http://www.machupicchu-viajes.com

    Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>